Filósofo chileno es sensación en Rusia


DARÍO SALAS SOMMER SERÁ NOMBRADO CÓNSUL CIENTÍFICO POR ESE PAÍS
 
La mayor parte de los chilenos puede no tener idea de qué es la filosofía hermética, pero en el país más grande del mundo esta corriente oriental se vuelve cada día más popular. El responsable del fenómeno es el chileno Darío Salas Sommer, filósofo que ha visto varias de sus obras publicadas en ese país, y que hoy será homenajeado por el presidente del Parlamento de Moscú.

Juan Pablo Sarmiento La Nación

Darío Salas es una eminencia en Rusia, donde hace años se fundó una academia que lleva su nombre para estudiar la filosofía hermética.
¿Se imagina al Presidente ruso, Vladimir Putin, sentado plácidamente en el balcón de su dacha, ojeando el libro de un chileno? Y no precisamente Isabel Allende, sino de un filósofo. Pues bien, este escenario inverosímil no lo es tanto; el nombre de Darío Salas Sommer puede no sonar mucho, pero él ha vendido miles de sus libros en Rusia, causando un gran impacto. Tanto, que este seguidor de la filosofía hermética y fundador del instituto chileno que investiga esta disciplina, tiene desde hace años un instituto con su nombre en la nación eslava, sus textos son material común en las universidades, y ahora está cosechando reconocimientos del gobierno ruso y sus prestigiosas academias.
 
Hoy, en la Universidad de Chile, Darío Salas será nombrado cónsul científico de Rusia para Latinoamérica, Caballero de las Ciencias y las Artes, y Doctor en Filosofía, reconocimientos que recibirá del presidente del Parlamento de Moscú (Duma), Vladimir Platonov, en su calidad de integrante de la prestigiosa Academia Rusa de Seguridad, Defensa y Orden (ABOP, que aboga por el bienestar moral de la sociedad, y que cuenta entre sus miembros a Putin).
 
Para Darío Salas, de nada sirve el desarrollo económico si no va acompañado de un desarrollo delas personas, algo que a su juicio, los políticos chilenosno han detectado.
El filósofo de 68 años, más conocido como John Baines (seudónimo con el firma sus publicaciones) no sólo es reconocido en Rusia; ha fundado “sucursales” del Instituto Filosófico Hermético de Chile en Colombia, Venezuela, Argentina y Nueva York. No obstante, es en Rusia donde más se lee su obra, que desde hace más de 20 años llegó mediante traducciones, desembocando en la fundación de la Academia Darío Salas, abocada al estudio de esta rama de la filosofía y a la difusión de su pensamiento, a pesar de que el nunca ha visitado ese país.
 
Hoy, algunos de sus libros son lectura obligatoria en universidades rusas, y materia de debate, al punto de ser recogidas por la ABOP, organismo estatal que se ocupa de promover la defensa del ser humano ante aquellas influencias que puedan alterar o destruir su integridad psíquica y física, como por ejemplo, el bombardeo permanente de medios audiovisuales con mensajes contradictorios, confusos y a veces abiertamente nocivos para la sociedad.
 
La filosofía hermética tiene aplicaciones en este ámbito porque, según cuenta Salas a La Nación, “ésta se ocupa justamente de fortalecer al ser humano, a tratar de hacerlo más consciente del mundo en el que se desenvuelve. Se trata de una forma de autoconocimiento, muy cercano al pensamiento oriental, que plantea por ejemplo que el todo es mente, que el universo es mental; a separarse del materialismo, y preocuparse del desarrollo personal”.
 
El filósofo cosecha sólo éxitos
en Rusia. La Academia de
Seguridad, Defensa y Orden, que
entre sus miembros tiene al
Presidente Vladimir Putin, lo
designó académico y profesor.
Él explica que, si bien este conocimiento ayuda a cualquier persona, en Rusia parece haber llamado especialmente la atención ante los efectos nocivos que ha tenido en ese país la apertura a la globalización.
 
Por el momento, Salas espera su nombramiento y la invitación que se le ha extendido para conocer el país norasiático [en geogr. euroasiático] y dictar conferencias sobre su trabajo. Pero su principal labor, según explica, sigue siendo nuestro país; “es importante que nos demos cuenta de que de nada sirve el desarrollo económico si no va acompañado de un desarrollo de las personas; en ese sentido, los políticos chilenos aún no encuentran un rumbo”, acusa.
 
DARÍO SALAS
 
-Nace en Santiago, en 1935, hijo del destacado educador chileno Darío Salas Díaz.
 
-Funda el Instituto Filosófico Hermético en 1965, con sede en Santiago. Hoy, éste tiene sucursales en Venezuela, Colombia, Argentina, España, en Nueva York, con el nombre de Darío Salas Institute, y la Academia Darío Salas de Rusia.
 
-Desde 1966 ha realizado varias publicaciones, entre las que destacan El Hombre Estelar, La Ciencia del Amor, Desarrollo del Mundo Interno, y Filosofía para el Siglo XXI.
 
LA FILOSOFÍA HERMÉTICA
 
Esta milenaria corriente de pensamiento saca su nombre del filósofo egipcio Hermes Trismegisto. Lo de hermético no responde a su complejidad, sino a que durante siglos su conocimiento sólo era entregado a iniciados, de los maestros a sus discípulos.
 
Se trata de una filosofía oriental para la vida, que ha tenido una enorme influencia en el pensamiento de Asia media, y que aparece también en el pensamiento de Cristo.
 
Esta filosofía, basada en siete principios, estudia la relación entre la mente humana y su relación subjetiva con el mundo que lo rodea, apuntando hacia el autoconocimiento, para que el individuo encuentre el equilibrio físico y una relativa perfección moral y espiritual.
 


Fecha: 2006-01-01

Idiomas: Russian language

Esta noticia en PDF   Imprimir este articulo / Print this story   Subir / Up  
Asociacion de Chilenos en Rusia © 2009 - Tel./Fax.: +7 (499) 137 06 72 / e-mail: asociacion@chilenos.ru

Oscar Plaza